Leyenda del Callejón del Muerto

Leyenda del Callejón del Muerto

Allá por los años de La Llorona, cuando en México pasaban cosas increíbles y asombrosas, vino a Toluca un extraño y misterioso matrimonio formado por Don Carlos López y Mendoza un viejo español, muy entrado en años, de aspecto huraño, y antipático y Carmen una encantadora muchacha de tez pálida y morena, poseedora de unos ojos que alumbraban como luceros.

El matrimonio ocupó una de las casitas del callejón de esta leyenda, casa que, por su lujo, por la riqueza de sus muebles y por el ambiente de misterio que rodeaba a sus moradores, había cautivado por completo la atención y la curiosidad de los desocupados y murmuradores vecinos del barrio del Carmen.

Algo muy grave debía haber entre ambos, porque nunca se hablaban a la hora de las comidas; la señora se pasaba la mayor parte del día encerrada en su recámara, llorando inconsolablemente y besando el retrato de un niño pequeño que se le parecía mucho, un día en medio de un mar de lágrimas, sollozando desesperadamente, la mujer demandaba con voz conmovedora: – ¡Carlos, mi hijo!, devuélveme mi hijo! –

Una noche, a eso de las doce, un disparo vino a interrumpir el tranquilo sueño del vecindario, haciendo que los amedrentados colindantes, todos temblorosos ya medio vestir, salieran, cada quien de su casa, a enterarse del motivo de aquella inesperada detonación. Poco después llegaba la policía, recogiendo de en medio de la calle, el cadáver de un hombre joven y no mal parecido. Tenía una bala incrustada en la sien derecha, la que debió producirle una muerte instantánea.

Desde el interior de la casa se escuchaba a la sirvienta demandando auxilio, el jefe de la policía al llegar a la recámara de la infortunada Doña Carmen, vio un cuadro por demás horrible y macabro, pues ésta yacía en medio de un mar de sangre, con la cara completamente desfigurada, el cráneo hendido y roto y los miembros increíblemente mutilados, prueba inequívoca de la furia infernal que debió apoderarse de su asesino. Cerca del cadáver, fue encontrada una espada.

Los vecinos del barrio habían señalado desde luego a Don Carlos como el autor de tan bestiales crímenes. Pero Don Carlos había escapado había huido después de perpetrar el doble crimen, marcando con huellas sangrientas su paso a través de las habitaciones, hasta el corral. Fueron inútiles todas las pesquisas realizadas por la policía.

Sin embargo, gracias a una carta encontrada entre los papeles del individuo asesinado se pudo aclarar un poco el asunto.

La carta era de Doña Carmen dirigida a Fernando de Santillana, quien era su hermano, pero lo había mantenido en secreto para conservar la honra de su fallecida madre. Le contaba en ella que Don Carlos estaba en creencia de que ella y Don Fernando eran amantes, que en su ataque de celos le arrebató el hijo pensando que no era suyo para matarlo, le pedía al amado hermano la visitara esa noche para protegerla. Desafortunadamente, Don Carlos creyéndose engañado le dio fin a la vida de los dos.

Todo aquel hecho dio origen y renombre al famoso Callejón del Muerto. Donde cuentan las leyendas populares que, al sonar las doce campanadas de la media noche en el doliente y melancólico reloj del convento del Carmen, un fantasma impreciso, una vaga silueta, mezcla de luz y de sombra, atravesaba el entonces cementerio, salía a la calle y desaparecía al pisar la entrada de una casa conocida como «La Casa de las Animas». Dentro de aquella casa misteriosa, de pobre apariencia, el arrastrar de cadenas y gritos moribundos, danzas macabras de esqueletos y brujas, llamas azuladas y búhos de miradas demoniacas, viejas horribles de rostros macilentos y colmillos muy largos, en oscuras cuevas, apenas alumbradas hogueras de tobillos humanos, donde celebraban el Aquelarre!. Hacían casi imposible que las personas transitaran por el lugar sin haber rezado cuatro o cinco Padre-nuestros y haberse persignado, por lo menos, doble número de veces. Y es que la leyenda que sobre el tal callejón se contaba, no era para menos.

Más cuentos en: cuentoscortos.org.mx


3 comentarios en “Leyenda del Callejón del Muerto

  1. robbyn

    $qommmmmmmmmmmmmmmrrrrrrrr bv klbbbbbbbb´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´´s0
    lo escribio mi gatita

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *